Castillo de Narva y Fortaleza Ivangorod

Narva , Estonia
acb

Estonia y Rusia. Narva y Ivángorod. Castillo de Narva y castillo de Ivangorod. Todo se puede ver desde el mismo lugar, un lugar que ha sido crucial para la historia europea. Dos fortalezas que están situadas justo en la frontera entre Rusia y Estonia, y que han ido cambiando de propietarios durante el curso de la historia - Dinamarca, Suecia, Orden de Livonia, Alemania, URSS, Rusia y Estonia. Conflictos militares, presos políticos, daños devastadores y reconstrucciones, estos dos castillos hermanos han jugado un papel clave en la historia europea.

Castillo de Narva

La fundación del castillo de Narva (también conocido como Castillo de Hermann) se ha establecido en el siglo XIII, cuando los daneses construyeron las primeras fortificaciones de madera. La construcción se ha mejorado poco a poco, lo que llevó a la creación de la ciudad de Narva (tomando el nombre del río, cerca del que se construyó el castillo).
Más tarde, el castillo pasó a ser propiedad de la Orden de Livonia que comenzó la construcción de las obra más notable del castillo: la Torre Hermann. Numerosas reconstrucciones se han llevado a cabo durante su historia, pese al constante cambio de dueños - después de la Orden, el castillo fue tomado por los rusos y después los suecos, que, bajo la supervisión del legendario ingeniero Erik Dahlbergh, aumentaron sustancialmente el territorio de la fortificación y del castillo.
Irónicamente, Pedro el Grande, de quien estas mejoras intentaban proteger la fortaleza, conquistó el castillo durante la Guerra del Norte. Al estar en manos de Rusia y, más tarde, Estonia, el castillo fue gravemente dañado durante la Segunda Guerra Mundial, lo que ha provocado numerosas reformas que aún se llevan a cabo en la actualidad.

Castillo Ivangorod

Este castillo se construlló en la orilla opuesta del río Narva - justo al otro lado de la vecina Estonia. Ha protagonizado un conflicto militar desde el principio, ya que se ha ido intercambiando constantemente entre rusos y suecos. Al igual que en la fortaleza más cercana, el castillo Ivangorod ha sido reconstruido, ampliado y mejorado - tres torres fueron construidas, incluyendo la más grande, la Torre de Suministro, y la iglesia del Dominio de la Virgen en el interior del castillo. Tras convertirse en propiedad del monarca sueco, durante casi 100 años, la fortaleza sirvió como prisión de Jacob Kettler, el Duque de Curlandia (en el oeste de Letonia), uno de los gobernantes más destacados de la región del Báltico de aquella época, que fue capturado por los suecos junto con su familia.

Al igual que el Castillo de Narva, éste fue conquistado por Pedro el Grande y se convirtió en propiedad de la Estonia independiente 200 años más tarde.
A pesar de que su situación a ambos lados de la frontera y de representar a dos enemigos mortales,ambos tienen mucho más en común de lo que uno podría pensar: ambas fortalezas han sido reconstruidas en varias ocasiones y cambian constantemente de propietarios. El "Puente de la Amistad" se construyó entre ellos, con la intención de conectar Rusia con Estonia y con Europa en general.

elige país
Estonia
Elige la ciudad
Narva

Report a mistake !

ACB